Menu
Menu

Rancho Texas Lanzarote Park participa de los proyectos de recuperación de la foca monje

La foca monje reduce su riesgo de extinción y alumbra esperanzas gracias a la cooperación internacional

Rancho Texas Lanzarote Park se suma junto a La Asociación Europea de Mamíferos Acuáticos al compromiso para la recuperación del mamífero marino más amenazado de Europa, la foca monje.

Rancho Texas Lanzarote Park muestra su satisfacción ante la recuperación de una especie como la foca monje, habitual tiempo atrás en la Isla de Lobos, por los esfuerzos realizados por la Asociación Europea de Mamíferos Acuáticos de la que Rancho Texas es miembro institucional y con la que colabora estrechamente.

La foca monje, el mamífero marino con mayor peligro de extinción en Europa y cuya presencia era antaño frecuente en todos los países mediterráneos, en la Isla de Lobos, la costa africana y Macaronesia , llegó casi a desaparecer por completo de la faz de la Tierra, pero gracias a diversas organizaciones internacionales y la importante labor de concienciación, en la actualidad mejora sus posibilidades de supervivencia.

 En 2019 la Asociación Europea para los Mamíferos Acuáticos (EAAM) de la que Rancho Texas Lanzarote Park forma parte, duplicará sus esfuerzos para ayudar a esta especie a través de organizaciones que rehabilitan cachorros de foca monje rescatados y posteriormente los devuelve a la naturaleza. Si bien los esfuerzos están dando sus frutos, queda mucho trabajo para ser optimistas en la recuperación total de la especie. La muerte accidental por la pesca y la degradación de las playas en las que crían son las peores amenazas.

Desde 2009 la Asociación Europea para los Mamíferos Acuáticos ha dedicado gran parte de sus esfuerzos a estas actividades de rescate y rehabilitación, que han servido para salvar a decenas de individuos de esta especie gravemente amenazada de extinción, a la que también ayudan de forma directa varios miembros de esta organización europea, mediante la colaboración con proyectos de conservación de la foca monje, como Rancho Texas Lanzarote Park.

En la actualidad ha desaparecido casi por completo de todos estos lugares tal y como ocurrió en la Isla de Lobos y su población se ha reducido a menos de 700 ejemplares fragmentados en tres o cuatro sub-poblaciones, lo que la convierten en una de las focas más amenazadas del planeta. La muerte accidental en artes de pesca sigue siendo la mayor amenaza para la supervivencia de esta especie, que sufrió un durísimo golpe en 1997 cuando 200 ejemplares murieron en la colonia de Cabo Blanco a causa de una marea roja.

Sin embargo, en los próximos años, habrá que seguir comprobando que la tendencia de aumento poblacional continúa para poder ser optimistas en la recuperación de la especie, en ese sentido la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) tiene previsto realizar la primera reevaluación del grado de amenaza de la especie en 2020. Estas reevaluaciones son especialmente importantes en el contexto del cambio climático global, cuyos efectos podrían afectar gravemente a especies amenazadas con poblaciones reducidas y fragmentadas.

En ese mismo sentido trabaja la Asociación Europea de Mamíferos Acuáticos que junto a colaboradores y miembros institucionales, como Rancho Texas Lanzarote Park, se plantea la recuperación de la especie en las aguas de Isla de Lobos donde los ejemplares de foca Monje eran comunes hace décadas. Una aspiración que comparte con los responsables del archipiélago y que espera se pueda convertir en realidad en un plazo no muy largo de tiempo con la ayuda de la comunidad científica y universitaria de Canarias.